Una Tira de Cómic… eso es el Libro de Texto de Bush Una Tira de Cómic… eso es el Libro de Texto de Bush Una tira de cómic... eso es el libro de texto de Bush

موقع الصحفي والأديب سعيد العلمي |
ALBUM DE FOTOS | LIBRO DE VISITAS | CONTACTO |
 
 

LA VOZ ÁRABE-HISPANA الصوت العربي الإسباني
موقع الكاتب والصحفي سعيد العلمي
WEB del escitor y periodista Saiid Alami

وجوديات
وجدانيات
القصيدة الوطنية والسياسية
قصص سعيد العلمي
الصوت العربي الإسباني
POESÍA
RELATOS
La Voz Árabe-Hispana
ARTÍCULOS ARCHIVO

said@saidalami.com

 

ARTÍCULOS (ARCHIVO 1)

Una tira de cómic... eso es el libro de texto de Bush

Una Tira de Cómic… eso es el Libro de Texto de Bush

 

Por Saiid Alami

 

Muchos nos tememos que aún han de pasar muchos años antes de que la Casa Blanca deje de depender de esa especie de tira de cómic de la que depende, desde hace décadas, para comprender la situación en Oriente Próximo y en el mundo árabe en general.

 

Ya desde su anuncio, dijimos, como lo han hecho un sinfín de analistas árabes, que el llamado Mapa del Camino Road Map, diseñado en la Casa Blanca de Bush, y firmado en Madrid, en mayo del 2002, también por la Unión Europea, Rusia, y la ONU, estaba condenado al más absoluto fracaso. La realidad es que cada vez que Bush promete un Estado palestino independiente para el año 2005 (empezó a hacer esta promesa  ya en el 2001) los observadores y analistas árabes casi nos morimos de risa.

 

¿Es que no hay nadie en este mundo capaz de explicarle a Bush y sus secuaces que el Oriente Próximo que “estudian” en esa tira de cómic que les preparó el Sionismo en Tel Aviv y Nueva York -  convirtiéndola en el libro de texto obligado para la Administración de Bush- no tiene nada que ver con la realidad?.

 

Un sinfín de analistas, políticos, gobernantes y autores, que son honestos, en los cinco continentes, repiten desde hace años, incansablemente, que sin una resolución justa de la cuestión palestina, que garantice los derechos inalienables del pueblo palestino, basada en las resoluciones de la ONU, no habrá paz posible en Oriente Próximo, y puede que tampoco en el resto del mundo árabe, Europa y el propio Estados Unidos.

 

Los gravísimos acontecimientos acaecidos en el mundo desde el estallido de la actual Intifada  (32 meses) contra la ocupación israelí, no han hecho más que confirmar una y otra vez esta máxima. Sin embargo, esta simple realidad que se viene confirmando desde hace décadas, se topa con un Occidente sordo, mudo y ciego en todo lo que se refiere a los crímenes, violaciones y agresiones de Israel, gracias al desmedido poder judío-sionista en Estados Unidos, y al sometimiento del resto de Occidente a la voluntad de Washington.

 

Sin embargo, los actuales inquilinos de la Casa Blanca y del Pentágono, puestos al entero servicio del Sionismo y de Israel y aferrados como están a su tira de cómic, hacen caso omiso a la realidad mundial,  sin importarles el destino de la Humanidad, que está en juego y que depende en gran medida de lo que acontece en Palestina.

 

En cuanto al Gobierno palestino, un ente tan surrealista como débil, se mire por donde se mire,  su función se ha reducido, desde la llegada de Sharon al poder, al simple acatamiento de las ordenes y planes sionistas, netamente israelíes, dictados por Washington. Eso significa que, por la parte palestina, el cumplimiento del Mapa del Camino está más que garantizada, pero ¿Quién en el mundo garantiza su cumplimiento por parte de Israel?.

 

¿Acaso se ha olvidado ya que hay acuerdos de Oslo y de Washington (1993 y 1995) que han sido garantizados en su momento por Estados Unidos, Rusia, Japón, la ONU y la Unión Europea y que, sin embargo, fueron violados reiteradamente por Israel y luego literalmente enterrados y olvidados?. Olvidados por Israel y por Estados Unidos. Y otra vez a empezar a torturar al torturado pueblo palestino, no sólo con los asesinatos, con el interminable genocidio-gota a gota, con el aniquilamiento y la destrucción sistemáticos, sino que también con los inacabables planes de paz que no llegan a ninguna parte y que son parte de la estrategia sionista a largo plazo, donde los derechos del pueblo palestino, su seguridad y su futuro importan un bledo.

 

No cabe duda de que el enterramiento de los acuerdos de Oslo y Washington se va a repetir en lo referente al Mapa del Camino. No nos cabe la menor duda. Máxime cuando tenemos ahora a una Casa Blanca mucho más sometida al Sionismo que bajo el mandato de Clinton, un Gobierno palestino insignificante y carente de autoridad y de infraestructura, y un mundo árabe mucho más debilitado y que ha empezado a ser ocupado literalmente por Estados Unidos.

 

Con  el Mapa del Camino EEUU sólo pretende, como siempre, ganar tiempo para Israel, mientras se acaba de fraguar el plan de rescate de este Estado sionista absolutamente contra naturam e inviable. Inviable si hay guerra lo mismo que si hay paz. Un Israel que existe solo gracias al constante bombeo de dinero y respaldo estadounidense a todos los niveles.

 

La Intifada armada y heroica palestina (calificada por la nefasta ministra de Exteriores de España, la del balbuceo interminable,  Ana Palacio, como pelígro para la Humanidad)  contra la infame e inmoral ocupación de Cisjordania y Gaza  ha metido al Estado de Israel en la UVI del Gran hospital estadounidense y está dando al traste con la propia estructura de ese Estado artificial.

 

Conviene no olvidar que Israel es un Estado-fachada, tan hueco por dentro como terrible por fuera, y que de ninguna manera puede enfrentarse a las consecuencias de su ocupación militar de la Cisjordania y Gaza y a una prolongada resistencia armada  palestina (llamada por Ana palacios TERRORISMO ¿eran terroristas los españoles que lucharon contra la ocupación francesa y que siguen recibiendo en España,  dos siglos después, el tratamiento de héroes?).

 

Los últimos informes publicados sobre la  actual crisis israelí, resultado de la actual Intifada palestina, dibujan una imagen desoladora de su Economía, con una crisis sin precedente desde 1948, con un paro del 12 por ciento, jamás registrado antes, con una emigración hacia el extranjero que cada vez parece más a una gran escapada.

 

La imparable huida de israelíes hacía sus países de origen,  en Europa y América, escapados de un Estado enfermo de muerte, desde su nacimiento, y mantenido a lo largo de 55 años a base de “ventilación mecánica”,  constituye el fenómeno más peligroso que amenaza a Israel, donde Sharon, nada más llegado al poder, en el 2001, proclamaba, tan bocazas y fanfarrón como criminal que es, sus planes de traer a Israel (para él, Israel, de momento, incluye a Cijsordania y Gaza) a 10 millones de judíos en el plazo de 10 años.

 

Sharón, que ha cosechado para Israel los fracasos más sonados en la prolongada historia de la ocupación de la Palestina del 1967, está condenado a salir del Gobierno y abandonar definitivamente la vida política sin haber logrado un solo triunfo en su vida militar y política caracterizada por el genocidio, las matanzas (Qibya, Sabra, Shatila, Jinin, Tulkarem, Nablus, Gaza, etc.) y los crímenes de guerra. Lo único que Sharon ha logrado para Israel es el derrumbe interno, la inseguridad manifiesta y cotidiana, y la peor imagen exterior de Israel desde 1948.

 

Con el Mapa del Camino, la Administración de Bush acude en socorro  urgente y desesperado de Israel, para ofrecerle otra bocanada de aire, con la esperanza de alargar por unos años más la vida del Estado sionista, pero esta vez, - a diferencia del plan de paz de Clinton-  con 300.000 soldados americanos estacionados en la cercana Irak y con un Arafat arrinconado por voluntad de Sharon y Bush, y con un Abu Mazen y un Mohammad Dahlan, controlados por Bush.

 

Esta vez, la ayuda estadounidense a Israel puede que no se limite a la presentación de un plan de paz que Washington sabe de antemano que no lleva a ninguna parte. Esta vez, el plan de paz ha sido una simple cortina de humo que sirve para embaucar a la Unión Europea, Rusia, los pueblos árabes y la ONU, haciéndoles creer que existe una buena voluntad en la Casa Blanca y, por lo tanto, una nueva esperanza.

 

La primera parte de esta nueva y gran jugada sionista ha sido insistir

- de una manera obsesiva que raya la histeria- en que esa nueva esperanza requiere a una nueva dirección palestina y que Arafat ( a quien no pudieron doblegar en las celebres conversaciones de Camp David, acabadas en un gran fracaso para Clinton en julio del 2.000), debe ser apartado de ella, y finalmente “obligando” a la Autoridad Nacional Palestina, bajo una presión política, diplomática, mediática y psicológica, sin precedentes, en la que se vio envuelta la propia UE, a nombrar, por primera vez, a un primer ministro (Abu Mazen).

 

Cumplido este objetivo,  ocupado Irak, y acobardados hasta límites tragicómicos muchos regímenes árabes, a causa de la ocupación de Irak, la ayuda de Estados Unidos a Israel puede pasar a una siguiente fase, sin precedente en la historia del sionismo.

 

Nos referimos, por increíble que parezca, a la intervención directa de las tropas estadounidenses en Palestina, contra Hamas, Yihad Islámico, Brigadas de los Martires de Al Aqsa, Frente Popular para la Liberación de Palestina, Frente Democrático, y contra todo palestino que se atreva a oponerse a la ocupación israelí de los territorios palestinos, así como contra todo árabe que osa oponerse a la expansión israelí en el mundo árabe.

 

Israel, desde el asesinato de Isaac Rabin, y su posterior vuelta, a manos de Netanyahu, Barak y Sharon, a la política de manos de hierro respecto a los palestinos, ha probado hasta la saciedad que es incapaz de vencer a los palestinos. El propio Ejército de Estados Unidos intervendrá en Palestina -como lo hizo en Irak- para salvar a Israel.

 

¿Habrá antes de invadir Palestina que golpear duramente a Iran para poner así a Siria y Líbano de rodillas, con el fin de que la Resistencia palestina no pueda disponer de ninguna ayuda (Hizbulah) cuando llegue la hora del desembarco estadounidense en Gaza?. Tiempo al Tiempo.

9 de junio 2002

Publicado en Mundoarabe.Org

DEJE AQUÍ SU COMENTARIO    (VER COMENTARIOS)


COMPARTIR EN:



Una Tira de Cómic… eso es el Libro de Texto de BushTWITTER

Todos los derechos reservados كافة الحقوق محفوظة - Editor: Saiid Alami محرر الـموقـع: سـعـيـد العـَـلـمي
said@saidalami.com
E-mail: said@saidalami.com